Aire acondicionado casero: regalo original para el verano

Este verano, hace realmente mucho calor, pero como siempre, ante las adversidades, surgen las ideas, y en este caso, ante el calor surgen ideas para combatirlo.
Todo el mundo conoce los aparatos de aire acondicionado domésticos, y la verdad, funcionan de maravilla, pero consumen luz de forma maravillosa también. Y ahora que estamos en plena crisis, no es plan de pagar barbaridades de factura de la luz, aunque realmente ya lo hacemos, pero eso es otra historia y es cupla directa de la incompetencia de algunos...
Bueno, la idea la ví en un blog de regalos originales que podéis visitar en el enlace. Y en principio la idea es simple: se basa en enfriar el aire mediante hielo o cualquier cosa congelada que tengas en el congelador del frigorífico. Es la única pega, necesitas disponer de un frigorfico en el que fabricarás el hielo para alimentar al aparato de aire acondicionado casero.
Bueno, vamos con los materiales, ya que necesitarás algunos pero que pueden ser perfectamente reciclados, por lo que no te gastarás en total más de 10 euros.
Necesitamos una nevera portátil, si está rota también sirve, ya que como veremos a continuación, hay que realizarle unos pequeños agujeritos.
También necesitaremos un ventilador de PC, seguro que tú o algún amigo tiene varios por casa y no sabe qué hacer con ellos.
Por supuesto necesitaremos herramientas para realizar los cortes circulares, pero puedes valerte de un cuchillo (con mucho cuidado).
Y el ingrediente final, el hielo, que como ya hemos dicho puede ser hielo en cubitos, botellas congeladas, hielo especial para nevera, etc.
Bien, realizamos dos agujeros en la tapa de la nevera, uno de ellos deberá ser de tamaño tal, que el ventilador de PC encaje perfectamente. El ventilador hay que colocarlo en posición de extraer, con lo que extraerá el aire del interior de la nevera.



El otro agujero es por donde entrará el aire caliente del exterior. Es conveniente colocar una rejilla, que permitirá pasar el aire, pero mantendrá un poco mejor el frío del interior de la nevera.
Y por último, colocaremos dentro de la nevera el hielo en la forma que queramos. Una vez enchufado el ventilador a una fuente de alimentación (puede ser un simple USB), el aire caliente entrará a la nevera, se enfriará por el hielo y será expulsado al exterior por el ventilador. Si colocamos el aparato en alto el efecto será mejor, ya que el aire caliente tiende a subir, y el frío se irá acumulando en la parte baja de la habitación.

0 comentarios de espabilaos :

Publicar un comentario

¿Que opinas tú?

Tratamientos estéticos para mujeres: Opiniones de criolipolisis